Apostando en el circo de Mérida XVII. La prueba.

Se oía el canto de los gallos cuando alguien tocaba la puerta de la domus de los Salvius. Sonaba a puñetazos sórdidos y pesados. El disco solar aún no se asomaba por el perfil granítico de las montañas, y los sirvientes de la casa andaban preparando las rutinas del día a día. Tercia Casandra y … Continúa leyendo Apostando en el circo de Mérida XVII. La prueba.

Anuncios